FANDOM


La Sociedad Española de Automóviles de Turismo, más conocida por su acrónimo SEAT, es uno de los principales fabricantes de automóviles de España. Fabricó unas 408.318 unidades el año 2006 y se prevé que aumentará su producción a 480.000 el año 2008.[1] Desde 1990 es subsidiaria del Grupo Volkswagen de Alemania.[2]

Historia Editar

La compañía fue fundada en 1950 por el Instituto Nacional de Industria (INI) como medio para motorizar la España de posguerra y fabricaba los coches de FIAT, el principal fabricante de automóviles de Italia, bajo licencia. Su primer presidente fue José Ortiz Echagüe, el ingeniero fundador de CASA. El estado español mantuvo un participación importante en la sociedad. Cuando FIAT se retiró en 1980, el Grupo Volkswagen adquirió la mayoría de las acciones en 1986 convirtiéndose en el único accionista, al adquirir la participación que mantenía el estado español.

El primer modelo fue el 1.400, el cual se produjo en una amplísima gama de versiones. Su producción comenzó en 1953 y terminó con la versión C en 1963, la cual era muy similar a la versión 1500 que le sucedería un año después. El segundo modelo en salir de la Zona Franca fue el 600, del que se fabricaron las versiones N, D, E, L Especial, 800 y otras minoritarias hasta 800.000 unidades aproximadamente. Es el modelo más emblemático de SEAT y tuvo buena parte de responsabilidad en el proceso de motorización de la clase media española. Su producción comenzó en 1957 y terminó en el verano de 1973. Tras él, llegó a las cadenas de producción el 1.500, auténtico referente del lujo en la España de los 60. En 1966 aparece el 850, concebido en Italia como un 600 mejorado (mejores acabados, mayores prestaciones, menores defectos), el cual tuvo también amplia difusión. En España apareció una inédita versión de 4 puertas. Primero fue la versión de 4p «Corto», del que no se hicieron más de 417 unidades, y posteriormente, el «Largo», de mucho más éxito, coupés y descapotables aparte.

Tras el 850, llega en 1968 desde Italia el 124, coche del año en Europa; es uno de los puntos de inflexión no ya en la historia de SEAT, sino también en el mundo del motor español. Su motor de 1.197 cm³, sus 60 CV, sus más de 140 km/h de velocidad máxima y su amplia carrocería lo convirtieron en la primera berlina familiar española de verdad. Su éxito hizo que estuviera 12 años en producción, en dos variantes principales (faro redondo 68-75 y faro cuadrado «Pamplona» 75-80). Es el modelo que sirvió de base para posteriores modelos como el 1.430, aparecido en 1969, en una categoría superior al 124. Su motor de 1.438 cm³ rendía 70 CV. Inolvidables son sus versiones 124 Sport de dos puertas con motores 1600 y 1800 un exponente del glamour de la época junto a sus hermanos pequeños los SEAT 850 Coupé y Spider.

1973 es un año memorable para SEAT; es el año de la llegada de los motores perquins que tantas glorias dieron a la marca y que tan recordados siguen siendo hoy día. Eran básicamente dos: 1.600 y 1.800; ambos se montaron por primera vez en España en el sustituto del 1.500, el 132, tal vez el coche más lujoso fabricado por SEAT, fabricado hasta 1980. Posteriormente llegarían otras versiones 2.000. En 1972, sin embargo, tuvo lugar otro de los grandes momentos de SEAT con la llegada del modelo 127 (1972-1984), primer tracción delantera de la marca, fué fabricado hasta en tres versiones diferentes, la última de las cuales, rediseñada, fue el «Fura» y Fura II para la exportación, llegó a tener una versión «Crono» de gran rendimiento con el mítico motor 1430. Además, a diferencia de Italia, el 127 sí contó con versión de 4p, diseñada en España y ampliamente exportada.

En 1974, ante el cese de producción del 850 y del 600 un año antes, se lanza el 133, modelo quizás desfasado ya en su nacimiento, pero que no por ello tuvo poco éxito en particular entre los nostálgicos de los "todo atrás", modelo que se exportó como Fiat y se fabricó en Argentina y Egipto. En 1975 llega el 131 en sustitución del 1.430, de gran difusión se mantuvo en producción hasta 1984 y marcó otro hito puesto que desde su aparición ya con el 124 Pamplona convertido en berlina media, el 131 como media-alta y el 132 en la gama alta, el consumidor español dispone de una verdadera gama dándose por terminada la época de la motorización acelerada, cuando había que listarse y esperar a que meses después se le "asignase" un 600. En 1979 se lanza el «Ritmo», de vanguardista diseño, el cual fue sustituido en 1982 por el «Ronda» ante los problemas con FIAT.

También en 1979 se comienza con la fabricación de los Lancia Beta de SEAT, en versiones Coupé y Hpe liftback, fueron equipados con el motor dos litros de Seat utilizado en el 132 con una cilindrada algo reducida frente a sus homólogos italianos por razones fiscales y que supusieron un sustituto civilizado, ya con tracción delantera y suspensión independiente, de las "locas" (124 Sport) apodados así por el comportamiento que imponía su concepción (tracción trasera y eje rígido)

En 1976 apareció el 1.200 Sport y después el Sport 1.430, deportivo con base de 127 y mecánica 124 concebido en España por Inducar, y a quien la llegada del 128 perjudicó en cierta forma. En 1980 se había lanzado el Panda, que a partir de 1986, bajo la denominación de «Marbella», siguió su senda de éxitos hasta 1997. En 1984, ya bajo supervisión VW, se lanzó el «Ibiza», con numerosas motorizaciones system porsche de nuevo desarrollo (1.2, 1.5 y 1.7) y una variante diesel (1.7) de origen Fiat y que convivió algún tiempo con el Fura II.

La salida de Fiat y la entrada de Volkswagen Editar

SEAT nació como "empresa nacional" creada por el gobierno español con el fin de motorizar el país durante el franquismo. Para su constitución se utilizó una fórmula que luego Fiat utilizará profusamente mediante los llamados "accordi di fabbricazione". En estos acuerdos Fiat era el "socio tecnológico" pero mantenía escaso o nulo control accionarial sobre estas sociedades (aunque en el caso de SEAT, era de los más altos, un 37%), que eran controladas generalmente desde gobiernos autoritarios (España, Turquía) o en economías planificadas (URSS, Polonia, Yugoslavia).

Con la llegada de la democracia a España, el INI (Instituto Nacional de Industria), heredero de las viejas empresas nacionales, decide vender o cerrar las empresas públicas deficitarias entre las que estaba SEAT en un doloroso proceso que se denominó "reconversión industrial". En SEAT parecía evidente que Fiat sería el nuevo propietario de la firma en función de la interacción entre ambas empresas (SEAT ya fabricaba mecánicas propias y carrocerías en exclusiva para Fiat y probablemente contaba con reservarse gran parte de la producción del nuevo modelo Panda).

En la multinacional italiana las cosas no se ven tan claras y una vez que Fiat tiene acceso en profundidad a las cuentas de SEAT con un déficit cercano a 20.000 millones de pesetas y 32.000 empleados, decide desvincularse de la recapitalización, vendiendo sus acciones al INI al precio simbólico de 1 Peseta por Acción en lo que en España se llamó "el plante" de Fiat.

Al quedar SEAT sin socio tecnológico se fuerza la consecución de un acuerdo con Fiat que permita una continuidad a la marca española, llegándose al "acuerdo de cooperación", que permitió a SEAT seguir comercializando los SEAT 127, Seat Panda, SEAT Ritmo y SEAT 131 en el mercado español así como el desarrollo de futuros modelos basados en éstos.

Sin embargo se introduce un importante cambio para la producción que hasta la fecha se dedicaba a la exportación puesto que SEAT ya no puede utilizar la red internacional de distribución de Fiat. El Acuerdo de Cooperación señala expresamente que en el supuesto de que SEAT proceda a restilizar los modelos, el citado restyling se referirá no solamente a elementos de acabado interno y externo, sino también a elementos significativos de panelería externa.

Este matiz es decisivo porque Fiat sólo acepta que Seat venda productos fuera de España reestilizados en profundidad y además en una red comercial propia de la que de momento Seat carecía.

Así cuando apareció el SEAT Ronda, Fiat demandó a SEAT. El pleito se centró en si los cambios eran "significativos" o "no significativos" al no afectar suficientemente a la panelería, donde los cambios fueron mínimos, y estimar Fiat que lateralmente el origen del coche era reconocible.

Finalmente el Pleno de la Corte Internacional de Arbitraje desestimó los argumentos de Fiat, permitiendo la comercialización del Ronda en todo el mundo. El argumento definitivo fue un Ronda oscuro con todas las partes nuevas pintadas en amarillo para convencer al tribunal de que esos cambios si eran elementos significativos.

Mientras esto sucedía Volkswagen se había mostrado interesada en la compra de SEAT, iniciando en poco tiempo la producción de los Volkswagen Santana, Volkswagen Passat y Volkswagen Polo en la factoría de Landaden (Pamplona), (donde se habían producido antes los SEAT 124 "Pamplona" y anteriormente los Mini de Authi) quedándose Seat con la de la Zona Franca y llegándose a un acuerdo ventajoso para ambas partes en lo que a utilización de sus redes comerciales se refiere.

De la premura con la que se llegó al acuerdo con Volkswagen da idea el hecho de que los SEAT llamados "de transición" Malaga e Ibiza nunca compartieron mecánica con sus primos Volkswagen asumiendo el altísimo gasto de desarrollo de una mecánica nueva (los motores System Porsche) en lugar de utilizar de adaptar motores de origen VAG pues el acuerdo con VW fue posterior al inicio del desarrollo de estos. Precisamente estos vehículos a pesar de su origen Fiat supusieron el principio de las exportaciones de Seat bajo el Grupo VW, puesto que sus cambios eran "significativos".

Ya bajo control alemán, SEAT entró en beneficios en 1988, sin embargo para cuando en 1993 se inaugura la enorme y ultramoderna planta de Martorell la crisis vuelve a azotar y la nueva fábrica se ha quedado grande.

Infraestructura Editar

SEAT dispone hoy de una planta de producción en Martorell, una pequeña ciudad industrial situada en la provincia de Barcelona. La fábrica de Martorell es una de las más modernas de Europa, fue inaugurada por S.M. el Rey Don Juan Carlos I en 1993. En el año 2002 salieron de esta fábrica más de 450.000 automóviles. Por otra parte, en 1976 comenzó la producción del 124 renovado en la fábrica de Landaben (Navarra), la cual había tenido que adquirir a instancias del Estado ante la crisis de Authi. Hoy esta fábrica es dirigida y produce modelos de Volkswagen, siendo independiente del Grupo Seat.

SEAT dispone de organizaciones de venta y de concesionarios propios en 70 países: España, Alemania, Francia, México, Venezuela...

El número de empleados y trabajadores es de 11.615. Dispone de un propio centro de desarrollo, en el que tambien se ha gestado el desarrollo de modelos de otras marcas del grupo, como el Audi Q5, y en el que trabajan adicionalmente 1.250 personas

La compañía diseña sus propios modelos de automóviles, aunque siguiendo las pautas generales del grupo Volkswagen. A efectos de la estrategia de definición y posicionamiento de los modelos, SEAT forma parte de Audi, junto con Bentley y Lamborghini, todas ellas a su vez compañías del Grupo Volkswagen.

Problemas recientes Editar

SEAT es la única marca importante del grupo Volkswagen que registró un saldo de ventas negativo en 2007[3] aunque consiguió unos beneficios históricos lo que indicaría una mayor rentabilidad.[4]

Ese mismo año la permanencia de SEAT en el grupo Volkswagen fue asegurada en los planes estratégicos del presidente de Volkswagen.[5] También quiere consquistar nuevos mercados como el de los Estados Unidos.[6]

Tras la mala situación comercial en la que se ha sumergido en los últimos años, SEAT está llevando un cambio de imagen y su publicidad actual es una de las más eficaces en el campo de la automoción según refleja un estudio realizado por TNS Area, en parte debido a la contratación de la cantante Shakira como imagen. Además ha cambiado al equipo directivo incluyendo el departamento de diseño, posicionando como jefe de diseño al belga Luc Donckerwolke en sustitución del italiano Walter da Silva.Recientemente el CEO de Seat anuncio que planeaba fabricar en Latinoamérica posiblemente en Brasil o México para reducir los costos de importación y aduanas. También se estudia abrir una nueva planta en China en el mediano plazo.

Nomenclatura Editar

Actualmente, SEAT nombra a sus modelos con nombres de ciudades españolas; para evitar posibles problemas de copyright en el futuro, ha registrado los nombres de todas las ciudades de España.


Error en la cita: Existen etiquetas <ref>, pero no se encontró una etiqueta <references />

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar